ME ENCANTA CORRER

Hoy es uno de esos días en los que te levantas y dices ” joder, me encanta correr”.
Y es que nunca creí que correr me fuera a dar tantas satisfacciones. Antes de empezar a correr veía a otra gente haciendo esa tontería de ir solos por ahí corriendo y pensaba ¿pero que necesidad?, que aburrimiento, si me dices otro deporte, pero, ¿correr?, ¿en serio?. Yo por eso cuando vi que mi barriga no cedía a mis súplicas de querer comer lo mismo sin engordar, decidí hacer algo, “cariño, me voy a apuntar al gimnasio”, le dije a mi mujer desde el baño, no la vi pero seguro que entre risas me preguntó, ” ¿otra vez jota?”, ” si, pero esta vez es de verdad”, cuantas veces nos hemos apuntado al gimnasio de verdad, y la cuarta o quinta vez que lo haces ya no dices de verdad, sino de verdad de verdad, como si te convencieses tú primero de ese paso que ya has dado tantas veces. ¿Que esperamos que haya nuevo en el gimnasio que esta vez si nos vaya a enganchar?, ¿Coca Cola gratis, piruletas de Corazon?, no, esta vez decidí por un poco más apuntarme también a clases de Body Pump. “Esto es lo mío cariño” dije a mi mujer, que ya se ríe en mi cara sin esconderse. Al mes ya no me vieron por el gimnasio.
Juro que también he intentado que me guste la bici, de verdad, pero no, lo fuerzo y no, no me apasiona, montaba por intentar hacer deporte. El verano que me dio por la bici, yo soy así, me da por algo y me compro todo lo necesario, he tenido piano, caballete y dos maletines con pinturas al óleo, la mountain bike con su casco, culotte, recambios y soporte para llevar el móvil. Con la bici le dije a mi mujer, “cariño esto es lo mío, ahora si he dado en el clavo”.
Vendo una mountain bike, con todos los accesorios, y si a alguien le interesa un caballete con sus pinturas, le hago precio.
Después de todo esto y por vergüenza lo dejé más de un año, estaba claro que el deporte no era para mí, la gente me decía “sal a correr” , ¿correr?, estas loco, si no me gusta el gimnasio ni la bici ¿me va a gustar correr?”. Pase dos años sin hacer nada, excepto comer y cuando me puse en 83 kilos con 1,71 que mido vi que algo tenía que hacer, y eso fue lo que hice
.
Un año y medio después de empezar a correr os aseguro que no he podido escoger mejor deporte. Cada día tengo más ilusión. Salir por la calle, al aire libre, ir pensando en mis cosas, tener ese momento para mi, esforzarme por conseguir mis objetivos del día, si es que los tengo y si no salir por el placer de salir. Ahora entiendo a esas personas que veía corriendo por las calles y yo en el otro lado les miraba con mis ojos antideportivos y no deseaba estar donde ellos de ninguna manera, en ese lado en el que los veías corriendo con cara de mucho esfuerzo, a veces bajo la lluvia, a veces contra el aire, a veces luchando de tú a tú contra un sol que no te deja pensar, pero lo que no sabía y ahora que estoy en ese lado si sé, es la satisfacción, la inmensa alegría, lo grande que te hace sentir cuando terminas tu ejercicio y entre jadeos y sudores sale una sonrisa, un momento de plenitud que te deja el correr y que yo no he sentido con ningún otro deporte. Ver cómo mi cuerpo responde al esfuerzo y poco tiempo después ese esfuerzo de antaño ya no lo es tanto.
Dejo a un lado los 14 kilos que he adelgazado en este tiempo, era importante y fue por lo que yo empecé a correr, pero ahora me mueven otras muchas cosas, lo bien que me hace sentir, superarse uno mismo, ya no es una competición con los demás sino contigo.
Cuando empecé a correr le dije a mi mujer, ” cariño, creo que he encontrado lo que me gusta” , ella se rió, en mi cara otra vez y con más fuerza si cabe que las otras cien veces pero creo que, después de un año y medio y de no haber parado de correr más de tres días seguidos, esta vez si que me toma ya en serio, tan en serio que a los pocos meses se puso ella también a correr, me dijo, ” te veo a ti qué te gusta y disfrutas tanto…”
Hoy si que de verdad de verdad puedo decir, sin que mi mujer si ría en mi cara,
“ME ENCANTA CORRRER”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *